hojas, limón, limonero, salud

Conocé las 20 propiedades medicinales de las hojas del limón

Las hojas de limón han sido usadas por sus múltiples propiedades medicinales, al igual que las semillas y la cáscara del limonero, o “Citrus Limonum”, el árbol de donde provienen.

A pesar de que el limón es lo más utilizado de la planta, se han descubierto en sus hojas muchas propiedades antiescorbúticas (sirven para tratar una deficiencia grande vitamina C). También se le atribuyen propiedades depurativas, desintoxicantes, astringentes, antibacteriales, antimigrañas y una muy útil: tienen propiedades anti-ulcéricas que las proporciona el beta bisolobeno, disminuyendo la acidez gástrica.

Uno de los principales beneficios de éstas hojas tiene que ver con el sistema inmunológico. Sus poderes nutricionales aumentan la producción de glóbulos blancos, lo cual genera resistencia a diversas enfermedades.
Es excelente estimulante del hígado y en términos de los problemas digestivos como la diarrea es una buena alternativa natural porque limpia y depura suavemente.

También es utilizado en caso de vómitos, mareos o simplemente dolor estomacal. Sus propiedades como exterminadoras de parásitos también son muy conocidas debido a su acción antihelmintica.

Debido al gran contenido de vitamina C, las hojas del limón previenen la gripe, la tos y los resfriados. Y además tienen poder expectorante. Se considera que las hojas del limón al igual que su fruto, son uno de los antioxidantes más potentes de la naturaleza. Combaten los radicales libres causantes del envejecimiento prematuro.

Son muy buenas para quienes sufren de presión arterial alta, previenen la angina de pecho, reducen el colesterol y mejoran la circulación debido a su acción anticoagulante.

Para quienes sufren de dolores de cabeza o migrañas, las hojas del limonero generan alivio gracias a su contenido de cafeína. Como anti-flatulencias son ideales debido a que aceleran el proceso digestivo.

Las hojas de limón sirven para dormir. Poseen propiedades sedantes y antiespasmodicas. Aquellas personas que sufren de insomnio, nerviosismo y palpitaciones pueden remojar cinco a siete hojas de limón en una taza de té con agua caliente y dejar que se infusione durante 15 minutos. La dosis es de una taza dos veces al día.

Además de todo lo anterior, son ideales para dar sabor a las comidas, y su uso en la elaboración de postres o platos gourmet quedan muy bien de modo decorativo.

Cómo utilizarlas

Se necesita un litro de agua, siete u ocho hojas de limón y un poco de miel de abejas o stevia. Se pone a calentar el agua y cuando empiece a hervir se vierten las hojas. Luego se dejan hervir por 5 minutos y se retira del fuego.

También se pueden licuar las hojas bien lavadas con unos 3 vasos de agua filtrada. Después de colar se pueden consumir así como refresco endulzado con miel.

Se pueden triturar muy bien con un poquito de agua y usar su extracto en forma de jarabe mezclado con un poco de miel como expectorante

Contraindicaciones

Las hojas del limonero están contraindicadas en casos de descalcificación, desmineralización, anemia, raquitismo, fragilidad de los huesos, dientes flojos y llagas en la boca y garganta. Tampoco se recomienda su uso durante el período menstrual o el embarazo. Los niños menores de 2 años no deben consumirlas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.