agua, humedales, ecología, inundaciones

Científicos usarán plantas para limpiar la contaminación industrial

Científicos de la facultad de Química de la Universidad Católica Argentina desarrollan un método para limpiar la  contaminación industrial a partir de plantas nativas del humedal. Esto permitiría absorber plomo y otros contaminantes de gran relevancia para la región, como el arsénico o ciertos pesticidas.

Según informaron desde el Conicet Rosario, los investigadores Leonardo Martín Pérez, Lucas Salvatierra, Dana Loureiro, María Sol Herrero y Daniela Bergara —que integran el grupo de Biotecnología de Materiales y Medioambiente de esa facultad— trabajan en procesos de “biorremediación de metales pesados y contaminantes emergentes” a través de bioabsorbentes naturales, como determinadas plantas acuáticas del río Paraná.

Según detalló el científico Salvatierra, uno de los objetivos de las investigaciones es evaluar el potencial que posee el ecosistema natural que rodea al río Paraná —las plantas que flotan en este caso— como depurador de contaminantes, un proceso que se denomina fitorremediación.

Una vez detectado esto, se traslada ese conocimiento al diseño de sistemas de tratamiento de efluentes industriales sustentables “donde pueda mimetizarse un ecosistema artificial que incluya estos vegetales con un fin depurativo puntual”.

El proceso comenzó con la recolección de diferentes tipos de plantas acuáticas de la zona como el jacinto de agua y su respuesta como fitorremediadores ante acumulación de metales pesados en el ambiente como el cobre, el plomo y el cromo.

Antes el plomo era utilizado como aditivo en las naftas, y si bien se dejó de usar quedaron algunos suelos contaminados”, dijo el experto, quien agregó que en la actualidad el plomo deriva de la industria minera y metalúrgica, y en menor medida de productos agrícolas.

También está asociado al impacto de los rellenos sanitarios, en donde se acumulan residuos electrónicos, “que son una gran problemática ambiental porque poseen soldaduras en base a plomo y zinc”.

Fuente: Noticias Ambientales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.