águila monera, aves, extinción, ecología

Más de 24 mil especies de aves están en peligro de extinción

La Lista Roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (IUCN por sus siglas en inglés) incluye 85.604 especies de aves, de las cuales 24.307 están en peligro de extinción. La actualización se publicó durante el desarrollo de la 13° Conferencia de las Partes en el Convenio sobre la Diversidad Biológica, en Cancún, México. 

“Muchas especies de aves están desapareciendo antes de que podamos describirlas”, dijo el Director General de la IUCN Inger Andersen. “La magnitud de la crisis mundial de la extinción puede ser aún mayor de lo que pensábamos. Los gobiernos reunidos en la cumbre de la biodiversidad de la ONU en Cancún tienen la inmensa responsabilidad de redoblar sus esfuerzos para proteger la biodiversidad de nuestro planeta.”

Se han evaluado un total de 742 especies de aves recientemente reconocidas, el 11% de las cuales están amenazadas. Por ejemplo, el recientemente descrito Antioquia Wren que habita en Colombia, fue descubierto en 2010 y ha sido catalogado como en peligro, ya que más de la mitad de su hábitat podría desaparecer por una sola construcción de embalses.

Trece de las especies de aves recientemente reconocidas se encuentran en la Lista Roja de la IUCN como extinta. Varios de ellas se han perdido en los últimos 80 años – como el Pagan Reed-chipe (Acrocephalus yamashinae) que habitaba las Islas Marianas, se extinguió en 1931; O’ahu Loxops Coccineus (Loxops wolstenholmei) fue endémico de las islas Hawaianas y desapareció en 1930, y Laysan Honeycreeper (Himatione fraithii) se convirtió en extinto en 1923 debido a la casi completa destrucción de la cubierta vegetal en las islas del norte de Hawai. Todas estas especies eran endémicas de islas, y fueron muy probablemente barridas por las especies invasoras.

“Desafortunadamente, el reconocimiento de más de 700 nuevas especies no significa que las aves del mundo la están pasando mejor”, dice el Dr. Ian Burfield, Coordinador de Ciencia Global de BirdLife. “A medida que se profundiza nuestro conocimiento, se confirman nuestras preocupaciones debido a una agricultura no sostenible, la sobre explotación forestal, las especies invasoras y otras amenazas como el comercio ilegal de la fauna, están llevando a muchas especies a la extinción.”

Argentina: un 12% (113 especies) de las aves silvestres de la Argentina se encuentra en peligro de extinción.

Una de las aves en peligro de extinción es el Suri Cordillerano, que vive en la región del noroeste, a grandes alturas. Las dos aves que cuentan con menos población son: el Águila arpía (Harpia harpyja) y el Águila monera o Güirasú (Morphnus guianensis). Ambas habitan en la selva misionera y están en la categoría de amenazadas.

Aguila Arpia (Harpia harpyja)- foto R. Alvarado

Águila Arpía (Harpia harpyja)- foto R. Alvarado

Del grupo de las Pavas de Monte tenemos a la Yacutinga selvática. Su tan preciada carne es el factor que llevó a esta ave al peligro de extinción.

Hay seis especies que están en estado muy crítico o casi extinto en nuestro país: el guacamayo glauco, que habitaba el noreste de nuestro país pero para fines del Siglo XIX, ya no se lo veía; la tortolita alipúrpura de Misiones; el albatros de Tristán: uno de los albatros más grandes, alcanzando alrededor de los 3.5 metros; el pato serrucho de la provincia de Misiones: se estima que solo quedan 250 parejas; el playero polar, esta ave se cría en Alaska y en la tundra ártica, luego migra hacia la pampa Argentina. La última vez que fue vista en su región fue en 1990; y por último el macá tobiano que habita en Santa Cruz, esta especie fue descubierta en 1974 y se estima que como máximo se hallan 900 ejemplares.

África

Algunas de las aves más populares del mundo podrían desaparecer pronto de la naturaleza si no se toman las medidas adecuadas. Especies emblemáticas, como el loro gris africano (Psittacus erithacus) – una mascota preciada con la capacidad de imitar el habla humana – se enfrenta a la extinción en la naturaleza debido a la captura insostenible y la pérdida de hábitat. Nativo de África central, el loro gris ha visto deteriorarse su estado de conservación de vulnerable a en peligro de extinción. Un estudio dirigido por BirdLife Internacional descubrió que en algunas partes del continente el número de loros grises han disminuido hasta en un 99%.

En recuperación

Sin embargo, hay buenas noticias para algunas de las aves más raras y vulnerables de nuestro planeta, las que sólo existen en islas pequeñas y aisladas como son, el camachuelo de Azores; el chorlito de Santa Elena, una pequeña ave zancuda endémica de la isla Santa Elena en el Océano Atlántico Sur y el anteojitos de Seychelles. Estas tres especies endémicas han pasado dentro de la Lista Roja de la IUCN a una mejor categoría, aunque aún se encuentran como amenazadas.

Las aves son un barómetro ambiental certero y fácil de leer y que permite ver claramente las presiones que nuestra actual forma de vida está provocando en el medio ambiente.

 

Fuente IUCN/AAPN. Por Profesor Norberto Ovando y Luis Medwed.

 

1 comment

  1. Marcela
    Reply

    Los gobiernos deben proteger más a la fauna nativa en general y tener condenas más duras para los traficantes de fauna

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.