asma, salud, medicina

Día Mundial del Asma: 400 argentinos mueren al año por esta enfermedad

El 1° de mayo se celebra el Día Mundial del Asma, una enfermedad que afecta a 150 millones de personas. En Argentina, unas 400 personas mueren al año por esta enfermedad. ¿Qué dicen los especialistas?

Un diagnóstico precoz, un tratamiento adecuado y el cuidado del ambiente son cruciales para controlar la enfermedad.

“El asma es una enfermedad inflamatoria crónica de las vías respiratorias (bronquios) caracterizada por ataques recurrentes de tos, sensación de falta de aire y sibilancias (silbidos en el pecho), que varían en severidad y frecuencia. Esos síntomas pueden sobrevenir varias veces al día o a la semana, y en algunas personas, se agravan durante la actividad física o por la noche”, explico Claudio Parisi, presidente de la Asociación Argentina de Alergia e Inmunología Clínica (Aaaeic).

Así, durante una crisis o ataque de asma, los bronquios se inflaman y se estrechan las vías aéreas, lo que provoca una disminución del flujo de aire que entra y sale de los pulmones. Esos fenómenos son desencadenados por infecciones virales, alérgenos y contaminantes ambientales.

Según la Organización Mundial de la Salud, en 2005 murieron 255.000 personas por esa causa, mientras que en la Argentina mueren unas 400 personas al año.

El especialista señaló que a pesar de que la terapia en base a corticoesteroides y broncodilatadores inhalatorios constituye la primera línea de tratamiento, en un gran porcentaje de pacientes -sobre todo en la infancia- la patología es de origen alérgico: “Seis de cada 10 pacientes con asma severa son alérgicos, por lo que el estudio de la sensibilización a alérgenos inhalatorios tanto del interior de los hogares como del exterior y el posterior tratamiento específico es una herramienta fundamental”.

“Mejor aire, respira mejor”, es el lema del Día Mundial del Asma, que busca sensibilizar a la población sobre el cuidado del medio ambiente.

Asma y alimentación

Alimentos que se deben evitar:

  • Azúcar refinada y derivados, los cuales crean mucosidades y exceso de toxinas nocivas, además de que degenera e irrita el sistema nervioso y pone a las personas más predispuestas a la ansiedad, nerviosismo, pánico, tensión.
  • Fritos, embutidos de origen animal, carnes rojas y leche de vaca (quesos y derivados), ya que estos generan muchas toxinas en el cuerpo y aumentan la producción de moco, además de que bajan las defensas del cuerpo y llenan de grasas no benéficas el organismo.

Alimentos permitidos y aconsejados en la dieta:

  • Cítricos (limón, mandarina, naranja, lima). Al ser altos en vitamina C, ayudan a eliminar toxinas, moco, gases y grasas nocivas y refuerzan el mecanismo de defensas del cuerpo y fortalecen y nutren las vías respiratorias. La mejor hora para tomar los cítricos de forma medicinal es por la mañana y en ayunas, los cuales ayudarán a limpiar sangre, pulmones e intestinos de forma eficaz.
  • Frutas: las mejores frutas, además de los cítricos, para el asmático son: la piña, la guayaba, las uvas, el kiwi, los arándanos, las fresas y las bayas de goji. Todas estas frutas deben procurarse tomar en las mañanas. Las manzanas son excelentes por su capacidad relajadora y su aporte de nutrientes para fortalecer las vías respiratorias. Su mejor forma de consumo para fines medicinales es por la noche antes de dormir, ayudara a menguar los ataques de tos y asfixia, además de que nutrirá los pulmones.
  • Los mejores vegetales para el asmático son: zanahoria, alfalfa, tomate rojo y cebolla. Se deben comer los vegetales frescos y al vapor, tres o cuatro raciones al día, ya sea en jugo o ensalada.
  • El ajo es especialmente poderoso para ayudar a combatir el asma, tiene una larga lista de cualidades entre las cuales destacan su potente capacidad antibiótica, bactericida y depurativa, además de contener minerales importantes para la restauración de tejidos. Entre otras de sus muchas bondades, el ajo tiene altas concentraciones de magnesio, el cual juega un papel fundamental favoreciendo la actividad pulmonar y el flujo de aire. La mejor forma de tomar el ajo de forma medicinal es en ayunas o por las noches, acompañado de un vaso de agua tibia. A los niños, debe dárseles machacado, un pedacito de ajo en los más pequeños y uno entero en los mayores. Es importante que el ajo no se coma entero, sino que se mastique.
  • Leguminosas
  • Leches vegetales: ideales para sustituir la leche de vaca y alimentar al cuerpo de forma óptima, no generan moco y aportan el calcio y nutrientes suficientes para el asmático.
  • Pescados y aceites vegetales.

Plantas medicinales para el asma:

  • Salvia, ortiga, matricaria, hisopo, hojas de amapola, eucalipto, limón, menta.

Fitoterapia para el asma:

  • Hacer una infusión con tres gramos de pétalos de amapola, agregarlos a un litro de agua pura hirviendo. Dejar hervir 1 minuto y apagar. Reposar 5 minutos y colar. Beber dos cucharadas cada hora.
    Beber infusión de ortiga con una cucharada de aceite de oliva en las mañanas.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.